miércoles, 31 de mayo de 2017

WOK DE BIMI Y POLLO

El wok es un utensilio de cocina muy versátil. De procedencia China nos resulta muy práctico para preparar verdura, carne, pescado. Su fundamento está en que los alimentos así cocinados, cuecen rápida y ligeramente a temperatura muy elevada, conservando todo el sabor, textura y nutrientes. La comida no suele pegarse en el wok por que raro es que pierda el jugo, al tener una base pequeña y unas paredes altas que distribuyen el calor y la humedad del guiso por eso no se utiliza mucho aceite, sólo para cubrir un poco el fondo. La técnica para no complicarse mucho es preparar la verdura cortada no muy grande y preparada para ir añadiendo al wok según dureza, es decir la verdura más dura se añade antes que la que necesita menos cocinado. Y las carnes o pescados, preparar no mucha cantidad, de carne tierna y magra y según las recetas irán marinadas o no. Casi siempre será un sofrito rápido que no pararemos de mover de lado a lado para que se hagan uniformemente, se añade la carne o pescado, la salsa final y vemos como cambia el color y queda todo terminado en su jugo.
 Hoy haremos el wok con Bimi, que ya he hablado en otra ocasión de esta superverdura, según dicen, cargada de vitaminas, nutrientes esenciales y propiedades beneficiosas para el organismo, contiene mucho calcio y vitamina C, es de origen japones,híbrido entre el brócoli y la col china, que lo hacen ideal para estos platos.
INGREDIENTES: Para 2 personas. Un filete de pechuga de pollo troceado medianamente, jengibre fresco picado, hierba limón molida, salsa de soja y vino blanco. En un bol lo dejamos marinar todo junto mientras preparamos la verdura.

Partimos proporcionalmente, 1 ajo no muy grande, Pimiento verde, zanahoria, cebolla, Bimi, una rodaja de piña, setas. Caldo de pollo, una cucharadita de tomate frito, salsa de soja y especias para wok. AOVE. No utilizaremos sal.

ELABORACIÓN: En el wok ponemos un chorreón de aceite de oliva AOVE, calentamos un poco y ponemos el ajo, el pimiento y la zanahoria; movemos un poco, añadimos la cebolla, movemos, añadimos el bimi, salteamos un poco, vemos que el bimi se pone muy verde, movemos añadimos un poco de caldo de pollo y dejamos cocinar un poco, espolvoreamos unas especias para wok para aromatizar, movemos, cuando ya vemos el bimi un poco pochado, añadimos el pollo con el marinado de golpe, y movemos, la piña, y por último las setas, la cucharada de tomate frito y un poco de salsa de soja,
y ya salteamos todo hasta que veamos que toma color y que el pollo esta hecho, unos 3 o 4 minutos. Si se quiere la salsa más consistente, a la par de añadir el tomate ponemos un vaso pequeño de agua con una cucharadita de maicena diluida, pero quería un plato más ligero y hoy no le he puesto maicena. Un plato fácil, rápido y nutritivo.

martes, 30 de mayo de 2017

PURE DE PATATAS A LA PROVENZAL, PASTEL DE CARNE Y BERENJENA

Esta receta es relativamente reciente, la tenía mi madre guardada del paquete de puré de patatas Maggi, y siempre nos ha encantado, pero claro, siempre mejorada. En la receta original decía “Preparar el puré tal como se indica en el paquete. Rehogar en un poco de aceite la cebolla y el ajo picados…”
Con el tiempo la hemos adaptado a nuestros gustos, y no falla, es ideal para prepararla y terminada dejarla para el día siguiente, para no tener tarea en la cocina y dedicar el domingo a otras cosas.
INGREDIENTES: 4 patatas hermosas. 150 g de carne picada de cerdo/ vacuno, un chorreón de vino blanco, cebolla, ajo, 1 berenjena, 1 pimiento verde, medio pimiento rojo, champiñón (hoy portobello), tomate frito, orégano, aceite, sal, pimienta, aceite AOVE, mantequilla, leche, queso parmesano y queso curado para rallar.

ELABORACIÓN: Cocer las patatas con piel, hoy las he hecho en la Crock-pot y han quedado fabulosas, 4 horas en baja, con sal y dos dedos de agua en la olla y han quedado fabulosas. Si las cocemos en olla normalmente pues con un poco de sal y su ratito hasta que las pinchemos y veamos que están en su punto.
Cuando tengamos las patatas, sin dejar que enfríen mucho, las pelamos y pasamos por el pasapurés, en el bol ponemos la mantequilla a ojo para calcular según la patata que tengamos como la cantidad de una almendra por patata. Mezclamos bien y le ponemos un chorreón de leche y un poca sal, seguimos moviendo todo y tenemos listo el puré.
Hacemos el sofrito, en la sartén un chorreón de aceite para saltear la carne picada con orégano, pimienta, sal y una hoja de laurel, le ponemos un chorreón de vino blanco, dejamos evaporar y añadimos el ajo, la cebolla, y va pochando todo, añadimos la berenjena, el champiñón, y el tomate, lo dejamos hacer en su jugo un rato, hasta que veamos la berenjena y los pimientos cocinados.

La fuente de horno que utilicemos, la untamos con aceite de oliva y ponemos una capa de puré de patatas, alisamos y ponemos un poco de tomate frito, y añadimos la carne con la verdura para cubrir la patata. Una vez lo tenemos, hacemos una cobertura con el resto de puré de patata, lo cubrimos con tomate frito, y espolvoreamos queso parmesano en polvo,  lo ponemos a cocinar 20 minutos a 180º, no cerca del grill, sacamos y rallamos queso curado o cualquier otro de nuestro gusto, metemos en el horno otros 10 minutos y servimos.

Para acompañar le he hecho una ensalada de tomate con mezcla variada, unas anchoas y aceitunas Kalamata, complementa muy bien.  





sábado, 27 de mayo de 2017

AJOBLANCO DE HARINA DE HABAS CON CEREZAS. Jaén.

El ajoblanco, junto con el gazpacho y el salmorejo, es otro de los platos más refrescantes y populares del verano andaluz. Normalmente se elabora con almendras, pero hay zonas donde es de gran arraigo hacerla con harina de habas, como es en Jaén y Granada. 


Es un plato que merece la pena probar porque resulta espectacular, a diferencia del ajoblanco de almendra tiene un fondo amargo en lugar de dulce, pero para complementar el toque dulce podemos poner, pasas, uvas, manzana, melón... 

En esta ocasión y aprovechando la temporada de cerezas lo acompaño con esta fruta y para mi gusto la que mejor lo complementa.

La verdad es que los ingredientes no tienen mucho secreto, y la receta es la que viene en el paquete de la harina “El Molino”, pero es una receta que no se debe perder y cuando veamos el paquete de harina en el supermercado, es importante identificar para qué nos puede servir, y para colmo, si ese día hace calor seguro que dan ganas de probar.


INGREDIENTES: 2 o 3 dientes de ajo, 100 gramos de miga de pan asentado,125 ml de aceite de oliva virgen extra, 2 cucharadas con colmo de harina de habas secas, Sal Vinagre,1 litro de agua (si lo queréis más denso menos). Fruta para acompañar, o uvas pasas, hoy las hemos hecho con cerezas.


ELABORACIÓN: Ponemos la miga de pan, la sal, el ajo, un chorreón de vinagre y la harina de habas en el vaso de la batidora, trituramos hasta conseguir una pasta espesa. Añadimos, sin dejar de batir el aceite AOVE en hilo, conseguiremos una crema parecida a la mayonesa. Añadimos el agua fría según queramos de espeso y batimos para mezclar. Probamos para ver si está a gusto de sal y vinagre y ponemos en el frigorífico, hasta la hora de comer.

Luego para servirlo, ponemos en un plato hondo y le añadimos la fruta a gusto.

viernes, 26 de mayo de 2017

ALITAS DE POLLO BBQ CON ALIÑO SUAVE en Crock Pot

A todos nos gusta salir del protocolo y comer sin cubiertos, pero si son niños, asdemás de ello, chuparse los dedos. Siempre he encontrado las recetas de alitas de pollo barbacoa  muy cargadas de aliño, sal, azúcar, picante, que en el fondo a los niños no le convence, porque ellos no están acostumbrados a tanto sabor fuerte de golpe, y es más creo que a los peques no hay que forzarlos a comer mucha sal, azúcar o picante, tienen tiempo de descubrirlo. Esta receta es la indicada para todos los que les apetecen las cosas más suaves. Estas alitas en olla lenta con su patata asada resultan ideales como cena para gustos más sencillos, para chicos y grandes.
INGREDIENTESAlitas de pollo limpias y secas. 4 patatas enteras sin pelar. Aliño de especias barbacoa (tipo “jugoso al horno” o similar de sobre del supermercado), orégano, vino blanco, salsa kétchup, aceite AOVE, sal.
ELABORACIÓN: Lavamos las patatas y con piel las ponemos en la Crock Pot (3,5) un poco de sal, un chorreón de vino blanco y otro de aceite AOVE, ponemos a calentar en bajo. Les ponemos las alitas limpias y secas el aliño barbacoa a gusto, si las alitas las queremos suaves de aliño no las dejaremos mucho rato, además le pondremos un poco de orégano, todo lo removemos bien junto con un chorreón de aceite AOVE, las dejaremos mínimo sobre unos 15 minutos macerar.

A continuación las ponemos en la Crock Pot sobre las patatas, sin remover, que queden en lo alto, agregamos un chorreón de salsa kétchup y dejamos 4 horas en bajo. 
Para servirlas le damos un golpe de grill en el horno y quedan fantásticas, de un bocado el hueso se pierde de la alita, jugoso y como he dicho para ver como disfrutan los peques con su patata asada y todo.

lunes, 22 de mayo de 2017

FAJIPIZZA

Cuando a los niños le preguntas por la cena si no dicen hamburguesa dicen pizza, pero claro siempre pensamos que tanta masa no puede ser … y en esta receta he encontrado el equilibrio entre el sabor, la masa y que terminen el día para reponerse para el colegio del día siguiente. Esto es aplicable también para los grandes, porque aquí se apunta hasta el vecino. Por su facilidad es un recurso en el momento que se presentan las amigas a cenar.. 
Para el gusto de mi hija, hago en una base de tortitas de trigo de las grandes de Hacendado, una pizza no muy cargada con los siguientes

INGREDIENTES: Base de tortitas para hacer fajitas grandes Hacendado, orégano, tomate frito, jamón de york, queso mozzarella rallado, champiñón (pongo portobello que queda más entero) aceite AOVE y un huevo.

ELABORACIÓN: Se pone a precalentar el horno 220º, arriba y abajo. Mientras, sobre un papel de aluminio, ponemos la base y como si fuera una pizza añadimos una cucharada tomate frito, se distribuye por la fajita, ponemos el orégano a gusto, el jamón de york cortado a gusto, el champiñón en láminas finitas, en el centro ponemos un huevo con su poca de sal y el queso por encima y un chorreón pequeño de aceite sobretodo bañando un poco el champiñón.
Esto es indicativo, pues el relleno puede ser a gusto siempre que esté todo cortado fino pues no estará mucho en el horno y si nos pasamos se quema la fajita.

Pasamos al horno ya precalentado y se deja unos 8-10 minutos vigilando que no se queme la fajita y que el huevo esté a nuestro gusto, ya según el horno. Pasamos a un plato y si nos gusta sopar la yema con un poco de pan…..


lunes, 15 de mayo de 2017

GOFRES SALADOS O “GOFREPIZZA”.

Sabemos lo ricos que están los gofres dulces, pero los gofres salados son otro mundo, son un recurso que nos solucionan una cena, una merienda, un evento, celebración, etc.. Los podemos hacer con multitud de combinaciones pero hoy, como manda la juventud, hemos preparado para la cena el “gofrepizza”, una versión de la pizza en forma de gofre, y que al quedar sellado podemos consumirlo como empanada, pero eso nunca ocurre, nunca queda para el día siguiente.
INGREDIENTES: Masa de empanada fresca, 1 cucharada tomate frito, un poco de orégano, uno o dos champiñones, jamón york en loncha, y queso que puede ser loncheado, mozzarella, o bien como he utilizado hoy 4 quesos para fundir.

ELABORACIÓN: Antes de calentar la gofrera, pasamos una servilleta untada en un poco de aceite de oliva para engrasarla y ya la tenemos preparada.
 Cortamos  la masa de empanada calculando el tamaño de nuestra gofrera. En la masa inferior, ponemos el tomate frito extendido como si fuera una pizza, un poco de orégano, el champiñón cortado muy finito, cubrimos con el jamón york, el queso y tapamos con la otra parte de masa de empanada. Para cerrar bien marcamos la empanada por todo el borde con un tenedor.
Cuando ya tenemos la gofrera preparada a temperatura, ponemos la empanada, y cerramos sin poner el seguro, solo dejamos caer la tapa y en unos 10-15 minutos cuando ya vemos la masa doradita a gusto, la tenemos preparada... ¡¡ Y vuela!!!





domingo, 14 de mayo de 2017

BIMI EN ESCABECHE

En el mercado lleva algún tiempo una hortaliza llamada Bimi, originaria de Japón y resultado de la hibridación natural entre el brócoli y una col oriental llamada Kai-lan.  Nos recuerda por la forma a un brócoli común, con una cabeza más pequeña y con un tallo más alargado, tierno y delgado como un espárrago. Se consume entero, de sabor muy  suave y más dulce que el del brócoli, podemos comerlo crudo o cocinado. Según se comenta es una ‘superverdura’ , rica en vitamina C, D, calcio, ácido fólico, hierro, fibra, zinc, ácido fólico, antioxidantes y vitamina C.
Aparte de todo esto, al probarlo nos resulta una verdura muy agradecida como acompañamiento de carne o pescado, es cuestión de probar y ver según nuestros gustos cómo lo incorporamos a nuestros platos.
Hoy lo hemos preparado en escabeche, y el resultado es bastante bueno, queda crujiente y muy sabroso.
INGREDIENTES: Una bandeja de Bimi de 200 gr, 3 ajos, cebolla morada, vinagre, pimentón dulce, laurel, pimienta negra, sal y una patata cocida.
ELABORACION: En una sartén que luego podamos tapar bien, ponemos aceite de oliva AOVE, calentamos, ponemos unos ajos sin pelar sólo con una raja por la mitad, y freímos hasta que tomen color, retiramos la sartén del fuego, ponemos el bimi, y la cebolla morada, salteamos un poco ya en el fuego, añadimos sal, pimienta negra, un chorreón de vinagre y el laurel, dejamos hacer, le ponemos el pimentón dulce, se marea, y antes de quemar el pimentón añadimos medio vaso de agua, tapamos y a fuego medio unos 15 minutos.

Cocemos una patata entera con piel en agua y sal, luego la pelamos y la cortamos en rodajas, se ponen cubriendo el fondo de un tapper, y colocamos encima el bimi escabechado, dejamos enfriar. Para consumirlo al día siguiente fresquito tiene más sabor, le he puesto un poco de huevo cocido y unos tostones.  



sábado, 13 de mayo de 2017

MERMELADA DE FRESA


El clafoutis o clafouti es una típica y popular tarta francesa que se elabora horneando en un molde cerezas bañadas en una masa líquida parecida a la de los crepes. La masa se hace con huevos, harina, leche, mantequilla y azúcar, y se cuaja durante la cocción. Las cerezas tradicionalmente se emplean enteras y con hueso. En algunas regiones de Francia se hace con peras y manzanas, denominándose flognarde o flaugnarde. En otras se hace con ciruelas pasas o uvas pasas, también higos, ciruelas frescas, arándanos o zarzamoras, por ello esta tarta con otras frutas que no son cerezas no tiene nombre específico, por lo que suele recurrirse al término clafoutis o flaugnarde, dado que emplean el mismo tipo de masa.

INGREDIENTES: Para un molde de 24 cm. 600 g de cerezas con hueso, para deshuesarlas,  30 ml de leche, 100 g de harina, 100 g de azúcar, 20 g de azúcar vainillada, 1 pizca de sal,  3 huevos, 60 g de mantequilla derretida.

ELABORACIÓN: Lavamos las cerezas y las deshuesamos. Tradicionalmente se hace con hueso, pero no me gusta arriesgar, sobre todo si tengo invitados. Una vez limpias y deshuesadas, en el mismo cuenco le ponemos la mitad del azúcar y dejamos marinar 30 minutos, y mientras preparamos el resto y vamos calentando el horno a 210º.

En un bol ponemos los huevos  y batimos con la otra mitad del azúcar, bien mezclado  añadimos la harina de una vez, una pizca de sal, batimos hasta que lo veamos fino. Añadimos la mantequilla derretida y fría, y batimos, añadimos la leche y batimos para obtener una textura suave.

El molde lo untamos con un poco de mantequilla y harina, colocamos las cerezas y se vierte la mezcla sobre las cerezas.
Lo ponemos en el horno 10 minutos a 210º y bajamos a 180º los siguientes 20 minutos, o bien 40 minutos a 180º. Pasado el tiempo comprobamos pinchando la tarta si lo tenemos hecho.

Desmoldamos y al dar la vuelta le ponemos  azúcar vainillado en el fondo y por encima.
Es una tarta de fruta que se sirve templada, esta realmente buena por la textura. Pero fría no tiene nada que envidiar.

viernes, 12 de mayo de 2017

CAZUELA DE MERLUZA

La cazuela es un plato típico en la cocina mediterránea y en la mayoría de los países iberoamericanos. Los platos cocinados en este recipiente, se llaman así por cocinarse en una olla de barro, que además se utiliza para servir en la mesa, se puede utilizar directa al fuego y en el horno. Los platos resaltan por su sencillez en los ingredientes elaboración y gran resultado.
 INGREDIENTES: Pescado: 2 lomos de merluza, harina, para enharinar y freir.
Para la cazuela, 3 tomates medianos maduros, 1 pimiento verde, 1 cebolla, ajos, 1 hoja de laurel, 1 guindilla, pimienta molida, sal, vino blanco, guisantes, jamón serrano a taquitos y almejas. Caldo de pescado opcional.

PREPARACIÓN: Se sazona y enharina la merluza, freímos y reservamos.
Se corta una cebolla a láminas y se va dorando en la cazuela con aceite y unos ajos a láminas, añadimos el pimiento y el tomate bien picado, el laurel, sal y pimienta al gusto, se deja hacer hasta que veamos el sofrito hecho, unos 20 minutos a fuego medio,  entonces añadimos los guisantes, damos una vuelta, y ponemos la merluza, jamón en dados y vino blanco para cubrir, si se prefiere poner poco vino, completamos con caldo de pescado. Dejamos que tome temperatura y añadimos las almejas se deja a fuego medio hasta que abran las almejas, tome cuerpo la salsa y veamos la merluza que está jugosa, sobre 10 minutos. Servir caliente. 

lunes, 8 de mayo de 2017

CERDO EN SALSA AGRIDULCE.

Uno de los platos más populares de la cocina china es el cerdo en salsa agridulce. Este plato es muy popular en la cocina cantonesa y en la fusión chino-estadounidense, el término originiario del plato estadounidense chop suey se refiere al cerdo agridulce.
Es un plato fácil de elaborar en casa con la salsa  agridulce típica de los restaurantes chinos.
 INGREDIENTES PARA 4 RACIONES: 500 gr. magro de cerdo, también puede ser solomillo cortado en dados.
Ingredientes del marinado de la carne: 2 cucharadas de salsa de soja. 2 cucharadas rasas harina, 1 cucharada rasa maicena.
Verduras: 3 pimientos verdes no muy grandes, 1 zanahoria, 1 cebolla, brotes de bambú según gusto, 2 rodajas de piña natural o en almibar.
Salsa agridulce:  6 cucharadas soperas de azúcar, 4 cucharadas soperas de salsa de soja, 1 cucharada de vino de jerez seco o vino chino, 2 cucharadas soperas de vinagre de arroz o manzana, 4 cucharadas soperas de tomate frito, 1 cucharadita de maicena
ELABORACIÓN
1.- Lo primero que empezaremos haciendo es mezclar bien  los ingredientes del marinado de la carne, dejamos macerar los dados de cerdo en esta mezcla durante 30 minutos más o menos.
2.-Mientras  cortamos  las verduras  en trozos no muy pequeños, los trozos grandes resultan más jugosos.
3. Para la salsa. Llenamos medio vaso de agua y diluimos la maicena. En otro recipiente mezclamos el resto de ingredientes de la salsa y lo dejamos todo preparado.

4.- Ponemos en una sartén en aceite de oliva, y freímos la carne, apartamos y tapamos.
5.- En el wok, ponemos un chorreón de aceite de oliva de la fritura, y cuando toma calor, añadimos las verduras de golpe, salteamos y vamos moviendo para que evaporen el agua y tomen poco a poco color, cuando lo vemos doradito  añadimos la salsa que tenemos reservada en el recipiente, y  se lleva a ebullición sin dejar de remover.
E un par de minutos que estará hirviendo, se añade el medio vaso de maicena diluida en agua fria, sin parar de remover y por último ponemos la carne reservada, se mezcla bien, se le da la última vuelta y se sirve.
Este plato parece complicado pero hay que tener en cuenta la preparación tenerlo todo listo y una vez que pones en marcha el wok es ir añadiendo y mezclando con agilidad y el resultado es magnífico.